Succión Eficaz

¿Qué es la succión eficaz?

En la succión eficaz y nutritiva, el bebé utiliza la estructura de la boca para comprimir los senos lácteos de la parte inferior de los senos de la madre y llevar leche a la parte posterior de la garganta para tragarla. Al principio, el bebé succiona como en arranques rápidos para provocar la bajada de la leche (su sigla en inglés es MER). Una vez que baja la leche, el ritmo de succión normal es de aproximadamente una succión por segundo, con pausas para respirar entre unas pocas succiones.

Dibujo sobre la lactancia materna, cuando el bebé toma el pezón
Clic Imagen para Ampliar
  • Escuche para comprobar que trague. Oirá un sonido gutural que proviene de la parte profunda de la garganta del bebé mientras succiona. Algunos bebés tragan con suavidad y otros lo hacen en forma ruidosa. NO se debe oír un sonido seco, similar a un chasquido.
  • Observe la mandíbula del niño. Debe verse un movimiento rítmico del músculo que va de la mandíbula inferior a la oreja, cuando succiona con fuerza. Mientras el bebé succiona y traga, también se observa un movimiento rítmico que se inicia en el borde de la barbilla del bebé y llega hasta la garganta. Las mejillas NO deben hundirse.

El niño debe continuar con la succión entre 10 y 30 minutos hasta que se desprenda del primer seno sin ayuda. Si el niño se duerme con frecuencia a los pocos minutos de prenderse al primer seno o mama durante 35 minutos del primer seno sin desprenderse por sí mismo, consulte al pediatra o a un especialista en lactancia acreditado (su sigla en inglés es IBCLC).